El Clima en

HOY

MAÑANA

PASADO

Los ciudadanos de Al Raqa, entre la espada y la pared por la ofensiva del EI
Los ciudadanos de Al Raqa, entre la espada y la pared por la ofensiva del EI

El Cairo, 24 jun (EFE).- Los habitantes de la ciudad siria de Al Raqa están hoy entre la espada y la pared, al no saber si huir o quedarse resguardados en sus casas esperando a que la urbe sea recuperada del control del grupo yihadista Estado Islámico (EI).

Según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos, los residentes de la "capital del califato" para los radicales desconocen su destino, pues si piensan en huir, pueden ser asesinados por el EI, mientras que si se quedan, pueden ser golpeados por los bombardeos de la coalición internacional, comandada por Estados Unidos.

Las personas intentan escapar a las zonas bajo el dominio de las Fuerzas de Siria Democrática (FSD), una agrupación encabezada por los kurdos, que desde el pasado 6 de junio desarrolla el asalto a la urbe, junto a la coalición.

Un total 686 civiles han muerto en la provincia siria de Al Raqa por los bombardeos de la aviación de la coalición en los últimos tres meses, según el recuento publicado hoy por el Observatorio.

Entre los fallecidos, hay 116 mujeres y 130 menores de edad, detalló.

Esta fuente apuntó que centenares de civiles resultaron heridos, y algunos de ellos se encuentran en estado grave, mientras que a otros tuvieron que amputarle alguno de sus miembros.

Añadió que de esa cifra, también existe un número de personas que sufrirán una discapacidad crónica.

Los bombardeos han acabado con la vida de 520 combatientes del grupo extremista, de nacionalidad siria o extranjera, y entre ellos han identificado a varios líderes destacados de la organización.

Los civiles que quedan dentro de Al Raqa se resguardan en refugios instalados en las casas y bajo tierra para protegerse de los bombardeos y disparos de artillería.

La ONG llamó a la coalición internacional a que respete el derecho internacional y que "revise" la información facilitada por su servicio de Inteligencia, pues es quien le facilita "datos falsos" y es la "culpable" de la muerte de "centenares de civiles inocentes".

Asimismo, acusó a la coalición internacional de "cometer masacres" contra los residentes, a pesar de que su principal objetivo en Siria es "ayudar a los civiles y salvarlos" del grupo terrorista.

De acuerdo a los datos de la red Sharquía 24, unos 40.000 civiles, de los más de 200.000 que había antes de 2011, permanecerían todavía en la localidad.

Los combates prosiguen en los barrios de Al Yarmuk y Hatín, en el oeste de la urbe, mientras que en la parte oriental, las FSD se encuentran en el distrito de Al Siná, en el este.

Por su parte, el director regional del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) para Oriente Medio y Próximo, Robert Mardini, adujo este viernes que decenas de miles de civiles continúan "atrapados" en Al Raqa, y que las casas, los hospitales y las escuelas son objetivos de esa contienda.

Igualmente, añadió que la batalla en el principal feudo de los extremistas en Siria está acabando con la vida de muchas personas.

Según el Observatorio, las FSD anunciaron en un comunicado que liberaron a 100 detenidos que pertenecían a la policía local, y que eran sospechosos de tener algún tipo de relación con el EI.

Sin embargo, tras un largo proceso de investigación, concluyeron que no tienen ningún tipo de unión con la organización extremista.

Esta acción se produce un día antes de que comience el "Aid al Fitr", la festividad musulmana que pone fin al mes sagrado de ramadán y que se espera que comience mañana en Siria.

Por otro lado, en el marco de esa festividad, el Gobierno sirio anunció la puesta en libertad de 672 detenidos, entre ellos 588 que eran internos de la Cárcel Central de Adra, al norte de Damasco.

El objetivo de estos indultos es el de fortalecer "los intereses nacionales" y darles "una segunda oportunidad a estos civiles para que puedan ayudar a la rehabilitación" de Siria, subrayó en un comunicado, reproducido por la agencia oficial de noticias siria SANA, el ministro de Justicia del país árabe, Mohamed al Shaar.

COMENTARIOS